Blogia
elsaltodelarana

Dos Lágrimas y Una Sonrisa

Dos lágrimas y una sonrisa
El lazarillo.



“Amigo mío. Cuéntame. Cuéntame, mi querido acompañante de años y costumbre, de infortunios y alegrías. Mi fiel compañero que me ayuda a amortiguar la oscuridad y las tinieblas.


Cuéntame. ¿Cómo y qué es el color?.


Yo en mi oscuridad, percibo; lo duro, lo suave, lo blando, lo terso, lo áspero, lo abrasivo. Son sensaciones que poseo desde niño y logro sentirlas ampliamente.
Siento el filo del cuchillo, lo cortante, lo romo, lo plano, lo redondo, la forma, el objeto, el ángulo. Mi mente lo describe, lo escanea.. En mi mente, están todas las formas que llegan a mis sentidos, lo liso, como las escamas de los peces, lo suave y sedoso de la piel. Lo áspero y cortante, dualidad, como muchas palabras y como la vida.
Percibo siento, escucho, toco, abrazo, río, sueño. Sueños sin color.
Por lo tanto mi amigo, quiero que me expliques. ¿Qué es y cómo es el color?.
Siento lo tibio, el sol cuando calienta mi piel, siento el frío, la brisa y los olores que trae de allende, de todas partes. Olor de bosque de montañas, de mares de ciudades.
Siento lo fresco, la quietud debajo de un árbol y el silencio que se rompe con el murmullo de las hojas, el volar de insectos, y el piar de aves.
Oigo, el sonido equidistante del mar, lejano murmullo excitante y relajante, como el del agua que salpica entre las piedras de un río.
Oigo a los niños que juegan, siento sus gritos y jolgorio.
Siento a los pájaros, el cristofué, la paraulata, el canario, y hasta el roncar del tordito peleando el sitio en el parque, en la calle.
Siento el frío el calor, el miedo y el dolor.
Pero no siento el color.
Por eso quiero que me lo describas.
Descríbeme todo eso que cuentan del cielo, que es azul como los mares y que se confunden en el horizonte, y que el sol es dorado, y que daña a los ojos del que lo ve.
Qué es eso que cuentan del lo verde del monte, de las montañas y de las hojas de los árboles.
Matices de colores de la naturaleza, gama de sensaciones en el mundo.
Cuéntamelo todo mi generoso lazarillo”.


“Tal cual lo has descrito y aún más.
Inconmensurable el color, gamas como gemas, colores tan diversos como los aromas que percibes, que van desde tenues hasta fuertes que van subiendo de intensidad hasta hacerse desagradables
Así como el sonido, un violín o flauta, o un oboe, o trompetas.
Percibes el sonido que son notas, empiezan algunas inaudibles, muy suaves y luego en una ordenada policromía, el tono cambia, y se hace más fuerte, ora más suave, tonos y más tonos, instrumentos y más instrumentos. Así es el color como una hermosa sinfonía.
Va creciendo en sus ondas ocupando el vacío en notas fulgurantes que brillan y que están llenas de vida, como pájaros de hermoso plumaje que exhiben color como flores al vuelo.
Así es el color en su intensidad. Tenue, cálido, frío, fuerte, débil, y en mil formas y combinaciones.
Todo está lleno de color.
El mar y sus miles de matices desde el más suave y pálido de los azules; el más pastel, hasta el de mar profundo. Hay grises en atardeceres de nubes oscuras que viene anunciando tormentas.
Hay ocasos rojizos, de nubes que van del naranja al rojo en pinceladas llenas de sol. Pletóricos plateados de días brillantes de cielos y horizontes.
Flores perfumadas de acariciantes pétalos y mil tonos. Todo el espectro cromático, como un arco iris y mucho más.
La naturaleza inventó el color, para soslayar el espíritu
Así como solo ves el negro que existe dentro de ti, está lo opuesto,
El blanco y la mezcla de él con todo lo que se te pueda ocurrir
El mar verde de selva, gamas de un solo tenor”.

El ciego al oír la explicación de su amigo, le bajaban de sus ojos dos lágrimas que mojaban sus mejillas, y una sonrisa aparecía en sus labios.

El silencio se adueño del lugar...........


Rubén Patrizi

derechos reservados

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres